Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
José Francisco Redondo Garrido
10 de julio de 2018

Caso Jaime Fernández: ¿el final del derecho de tanteo?

Guardar en Mis Noticias.

[Img #74102]En la mañana del pasado jueves, estaba fijada la vista en la Audiencia Nacional sobre el llamado “Caso Jaime Fernández” que enfrentaba la Asociación de Clubes de Baloncesto (ACB) y a la Asociación de Baloncestistas Profesionales (ABP), sobre la interpretación del artículo 13.5 del Convenio Colectivo para la Actividad del Baloncesto Profesional1.

 

Este artículo, permite al club que ostenta el Derecho de Tanteo que cuando un jugador sometido al mismo reciba una oferta de un tercer club y el primero considere que alguna de las cláusulas de dicha oferta es “sospechosa”, poner este hecho en conocimiento de la ACB, para que sea ésta quien decida sobre la licitud de la cláusula, pudiendo anular la misma o incluso ejercer su potestad disciplinaria sobre el club ofertante.

 

Esto ocurrió el pasado verano, cuando la ACB informó de que el Movistar Estudiantes había igualado la oferta presentada por Morabanc Andorra al jugador Jaime Fernández, excepto lo relativo a la resolución sin causa justa por parte del jugador, la cual había sido anulada por la propia Asociación2, lo cual hizo que el Sindicato de jugadores interpusiera una demanda sobre la licitud de esta conducta por parte de ACB.

 

Sin embargo, tal como informa la web encestando.es3, el Magistrado de la Audiencia Nacional, habría compelido a la ACB para que se abstenga de intervenir en este tipo de casos, al entender que no tienen potestad suficiente para intervenir en el acuerdo privado entre un club y un jugador, de modo que no podrán entrar en consideraciones sobre si una de las cláusulas pactadas es ajustada al mercado o desproporcionada.

 

De esta forma, surge una pregunta respecto al futuro de esta figura propia del baloncesto español: ¿Ha llegado a su fin el Derecho de Tanteo?

 

Este derecho está regulado en el artículo 14 del III Convenio Colectivo de trabajo para la Actividad del Baloncesto Profesional, firmado por ACB y ABP. Dicho precepto dispone, entre otras cosas, que una vez realizada una oferta al jugador por un tercer equipo, si el club que aún mantiene sus derechos desea seguir contando con el jugador, deberá igualar la oferta en, al menos, los siguientes extremos:

  • La duración del contrato.
  • La retribución anual bruta de cada temporada, con inclusión de todos los conceptos fijos y cuantificación del importe de las retribuciones en especie, de haberlas.
  • En su caso, retribuciones derivadas de la cesión de la explotación de derechos de imagen, indicando si es al jugador o a una sociedad.
  • En su caso, el importe de la cantidad acordadacomo indemnización por la extinción del contrato por voluntad unilateral del jugadorsin causa imputable al club.
  • En su caso, los honorarios del representante del jugador

 

Tras el pronunciamiento de la Audiencia Nacional parece claro que si un jugador y un tercer equipo quieren actuar de mala fe y burlar la normativa del tanteo, simplemente tendrían que establecer una indemnización de resolución unilateral lo suficientemente baja como para que, en caso de que el club de origen decida igualar la oferta, el jugador pueda desvincularse de éste a través del pago de una cantidad simbólica.

 

Sin embargo, tan cierto como lo anterior, es que en caso de que el club de origen decida no igualar la oferta recibida por el jugador, el nuevo club deberá lidiar con dicha cláusula liberatoria, arriesgándose a firmar a un jugador y que éste les pueda ser arrebatado por otro club mediante el pago de la ya mencionada cantidad simbólica.

 

En todo caso, la línea marcada por la Audiencia Nacional obliga a la ACB a plantear una estrategia de actuación que permita otorgar al Derecho de Tanteo de una eficacia real, ya que en la situación actual no parece que acogerse a esta figura pueda dotar de una estabilidad jurídica suficiente a la relación laboral del jugador con su club, ya sea el que presenta una oferta por el jugador o aquel que la iguala para seguir contando con el mismo.

 

Además, hay que tener en cuenta que cualquier decisión sobre la modificación del Derecho de Tanteo, tendrá que contar con el beneplácito de la Asociación de Baloncestistas Españoles al ser la otra parte firmante del Convenio Colectivo, lo cual se antoja complicado, al ser este derecho claramente contrario a los intereses de la mayoría de los jugadores, al ser un impedimento a decidir libremente su futuro dentro de la liga española.

 

En conclusión, con este pronunciamiento, podemos estar ante el fin de una de las figuras más características y controvertidas del ordenamiento jurídico – deportivo español, ya que en atención a todas las circunstancias que rodean al caso, parece complicado que la ACB sea capaz de encontrar una solución que consiga contentar a los clubes y al sindicato de jugadores y, por lo tanto, volver a dotar de efectividad real al Derecho de Tanteo.

 

José Francisco Redondo Garrido

 

(1) El III Convenio Colectivo de trabajo ACB – ABP para la actividad del Baloncesto Profesional ACB puede consultarse AQUÍ

(2) El comunicado sobre el ejercicio de Movistar Estudiantes del Derecho de Tanteo sobre Jaime Fernández puede consultarse AQUÍ

(3) La noticia a la que se hace referencia, puede consultarse AQUÍ

Enlaces automáticos por temática
IUSPORT • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress