Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción de Iusport
12 de febrero de 2018

El Ayuntamiento de Badalona suspende el apoyo al Joventut, que amenaza con disolverse

Guardar en Mis Noticias.

[Img #62954]

La continuidad del Joventut de Badalona vuelve a estar seriamente amenazada a causa de los graves problemas económicos que sufre la entidad, según informa Robert Álvarez en El País.

 

El Ayuntamiento de Badalona no ve ahora viables los compromisos que había adquirido con la Penya, lo que comporta un serio trastorno económico que ya ha empezado a obligar al a retrasar los pagos de las nóminas de sus empleados y jugadores. Es más, el club ya ha dejado entrever que no descarta la disolución de la entidad.

 

El Joventut arrastra dificultades económicas desde hace varios años. Ya estuvo en una situación crítica a finales de 2016 y principios de 2017. Su anterior presidente, Jordi Villacampa, firmó en marzo de 2017 un acuerdo con el Ayuntamiento de Badalona, cuya alcaldesa es Dolors Sabater, un acuerdo que daba viabilidad a la entidad fundada en 1930 y que siempre ha estado en la máxima categoría del baloncesto español y que llegó a ganar una Euroliga y cuatro ligas.

 

El club reducía su deuda de más de 11 millones a 2,5 antes de que Villacampa dejara la presidencia y le relevara otro exjugador, Juanan Morales.

 

Aquel acuerdo con el Ayuntamiento desbloqueaba el último de los grandes asuntos que tenía pendiente el club, la venta de los terrenos que poseía en la zona deportiva de Mas Ram, por 2,3 millones. Además el Ayuntamiento firmó un acuerdo de patrocinio mediante el cual el club cancelaba la deuda que mantenía por el costoso mantenimiento del pabellón olímpico de Badalona.

 

El problemas ahora, prosigue la información de El País, es que, tras la presentación de aquél acuerdo, el gobierno municipal redujo la tasación de la parcela en cuestión a unos dos millones de euros y, además, sus técnicos no quisieron firmar el informe dado que no la veían de utilidad pública. Más tarde se trazó un plan de ampliación de capital que debía cubrir la Administración, pero el equipo consistorial también rehusó esa propuesta.

 

El problema ahora es que, según ha confirmado EL PAÍS, los interventores del ayuntamiento han decidido anular todos los compromisos adquiridos y no se han abonado los pagos acordados con el club.

 

De manera que la falta de liquidez ha empezado a ya a tener consecuencias en los pagos de las nóminas y de los proveedores, así como las deudas, en especial la de Hacienda.

----

*Publicado por Robert Álvarez en El País

 

Enlaces automáticos por temática
Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
IUSPORT • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress