24 de agosto de 2017
Última actualización: 06:44
Secciones
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Jose Antonio Serrano
30 de julio de 2017

¿Por qué los eSports no deberían ser regulados en la Ley del Deporte?

Guardar en Mis Noticias.

[Img #49010]Expreso mi fuerte convicción de los perjuicios futuros que la regulación legal de lo e-sports puede causar y además no es necesario regularlos, no se pueden regular todas las actividades privadas que conlleven una competición, por racionalidad en el gasto público y preservar el rigor de los órganos legislativos y sancionadores del derecho público. 


En relación a los perjuicios, regular los e-sports va en contra de las recomendaciones y pronunciamientos de las principales instituciones de salud pública internacionales, como la Organización mundial de la Salud e importantes sociedades científicas (American Heart Association, American College of Sport Science, European College of Sport Science, entre otras), que vienen alertando desde años de los efectos perniciosos de la inactividad física.

 

El daño que causa la inactividad física a la salud es independiente del nivel de actividad física que se tenga. Es decir, que aunque uno corra una hora diaria, si se pasa mucho tiempo sentado el resto del día, se pierden los beneficios obtenidos de la AF realizada.


Por eso desde hace una década, más o menos, las sociedades científicas han ampliado el foco de las recomendaciones y directrices de AF para la población general y particularmente los jóvenes. Las recomendaciones de salud pública actuales van en una doble dirección, una aumentar la AF hasta un mínimo de 5 d/s, 30 m/d, > 3-4 MET y la otra reducir el tiempo sentado, principalmente durante el tiempo libre y modificar el ambiente de trabajo en varios sentidos que no vienen ahora al caso. 


A los jóvenes, varios países como Australia, Canadá y USA han recomendado menos de 2 horas diarias de video-juegos, porque lo contrario aumenta el riesgo cardio-metabólico, la morbilidad por diabetes, hipercolesterolemia, hipertensión, esteatosis hepática, algunos tipos de cáncer y problemas funcionales (lumbalgias, bajo VO2 max). Para los adultos no hay recomendaciones de tiempo, pero si para que en su tiempo libre eviten estar sentados durante mucho tiempo y de estarlo, introduzcan rupturas cada 45 minutos, haciendo alguna AF ligera.

 

Estar sentado mucho tiempo seguido sin levantarse tiene efectos negativos en la oxidación de las grasas, favoreciendo la obesidad, la morbilidad cardiovascular, metabólica, así como la mortalidad en adultos, restando años de vida. Estar sentado en exceso mata prematuramente a mucha gente. Como no es a corto plazo, la gente no le concede importancia, pero ya están la ciencia para abrirnos los ojos sobre lo que sucede a largo plazo, con estudios longitudinales.


Hay decenas de evidencias científicas de una creciente y alarmante epidemia mundial de enfermedades hipocinéticas, principalmente cardiovasculares, metabólicas y algunos tipos de cáncer, pero también de salud mental, que están causando un gasto público desorbitado y están llevando al colapso a los servicios de salud pública y al gasto farmaceútico, además de restar calidad vida a las personas.

 

Enfermedades graves que hace unos años no se veían en niños, como la diabetes, están avanzando en estos colectivos. Ante esta situación, lo que debe hacer el sistema público es corregir y adherirse a las estrategias de salud pública mundiales y nacionales (p.e., Plan NAOS). 


El aumento de ambientes obesogénicos no ha parado de aumentar en las últimas décadas. La reducción y supresión de la actividad física en todos los ámbitos de la vida diaria, el trabajo, los desplazamientos, las tareas domésticas y el tiempo libre tiene consecuencias graves en el corazón, el hígado, en los vasos sanguíneos y en nuestra capacidad funcional para desempeñarnos diariamente. 


La inactividad física física por si sola es la cuarta causa de muerte en los países desarrollados y es contribuidora directa además de los accidentes cardiovasculares y de la obesidad que son las principales causas de muerte.

 

Más que "e-Sports" deberían denominarse sit-Sports (deportes sentados). Pues bien, si se regulan legalmente, encima tendremos que poner dinero y dedicar recursos públicos a su legalización y posterior sostenimiento de las estructuras que se creen a nivel local, regional y nacional, a pesar de que no están en el interés público por el que se promueve el deporte.

 

El deporte es prácticamente la única actividad cultural humana que promueve saludablemente el gasto energético y a una intensidad crítica (AFs moderadas y vigorosas) para inducir beneficios en la salud humana. Por eso la competición física es de interés público, sin perjuicio de otros beneficios psicosociales pero que también proporcionan otras muchas actividades colectivas.

 

El deporte es la principal actividad cultural humana que proporciona AF, los deportes "telemáticos" sentados solo desarrollan habilidades cognitivas dentro de un juego particular, no transferible a otros. El hecho de que haya una competición no es razón suficiente para legalizarlos Hay decenas de sociedades profesionales que hacen competiciones anuales, en sus respectivos ámbitos, y no aspiran a que sean legalizadas para seguir el modelo del deporte federado.


En un momento histórico de alarma de los sistemas sanitarios por el vertiginoso aumento de enfermedades crónicas, con todos los organismos de salud pública y sociedades científicas intentando revertir la situación de alta prevalencia de jóvenes y adultos con niveles muy deficientes de AF, es temerario que las instituciones públicas promuevan los deportes sentados. 


Si los sit-sports se regulan jurídicamente dentro de una Ley deporte es tanto como decir que se promociona dicha actividad. Aumentará su presencia en los mass-media y además podríamos alcanzar medallas en competiciones internacionales, pero a costa de que muchos jóvenes se les reduzca las oportunidades para mejorar su condición física, que es principal determinante de salud en la población general.
Los e-sports pueden subsistir perfectamente sin ayudas y recursos públicos.

 

No se trata de discutir si son deportes o no, sino de un serio problema de salud pública y de ser coherente con las políticas sanitarias. Ni una sola peseta, ni recursos público, sean funcionarios o equipamientos, deben ser invertidos en los e-sports. Si un 3% de jóvenes de Canarias entre 16-29 años se entrenara para competir en este tipo de deportes, el equivalente poblacional es de 10.600 jóvenes.

 

Al ser los e-sport una actividad sin limitaciones físicas, también los adultos hasta los 50 años o más podrían entrenarse para competir. Hay 725 mil canarios aproximadamente entre 30-49 años. Si un 1% se adhiere a los e-Sports el resultado sería 7.250 adultos entrenando y compitiendo. En total, sumaríamos más de 15,000 jóvenes y adultos con hábitos extremadamente sedentarios en su tiempo libre, en riesgo de salud de enfermedades hipocinéticas, que serán crónicas y muy difíciles de revertir.


Realmente. ¿hay necesidad de regular jurídicamente los e-Sports?

 

Las asociaciones de pilotos de drones podrían solicitar una regulación legal similar a la que solicitan los e-sports. El desarrollo de nuevas formas de competir a través de medios virtuales y telemáticos es muy complejo, con cambios espectaculares en cortos plazos de tiempo, como para que darle cabida en una Ley de Deporte que podría limitar la auto-organización y el funcionamiento futuro de este tipo de deportes.

 

No se comprende bien el interés por regular públicamente los e-sports cuando otro modelo organizativo podría resultar más favorecedor de sus intereses promocionales, siguiendo el modelo de la F1, IndyCar USA, la NBA americana u otros modelos de organización deportiva del ámbito privado, regulados por el derecho privado, no público.

 

Jose Antonio Serrano Sánchez, colegiado COLEFC nº 57332

Profesor de la Facultad de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte de la ULPGC

 

NOTA.- Publicado con el título ¿Por qué los eSports no deberían ser regulados en la Ley Canaria del Deporte? en http://www.colefcanarias.com

Enlaces automáticos por temática
Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress

NOTICIAS

OPINIÓN

LEG. & JURIS.

EVENTOS

PUBLICACIONES

ARCHIVO HISTÓRICO (1997-2013)

Noticias 2006-2013 Opinión 2006-2013 Legislación 06-13 Eventos 2006-2013 Publicaciones 2006-13
Casos 2006-2013 Editoriales 2006-2013 Juris. 2006-13 Cursos sobre deporte Otros enlaces
BUSCADOR 1997-2013 Dossier 2006-2013 Entrevistas 2006-2013 Bases de datos
HEMEROTECA 1997-2013 Otro ángulo 06-2013 Opinión 2005-2006
Opinión 1997-2004